skip to Main Content
18.09.2019 (La Republica)

La Ley 30997, de financiamiento prohibido de organizaciones políticas, y la posibilidad de que los investigados por aportes ilícitos a campañas electorales puedan solicitar que sus casos se adecuen a dicha ley.

“Prohibido e ilícito son dos términos que en lo penal son distintos. La nueva ley solo contempla la fuente prohibida, cuyo dinero es legal pero la persona o el partido sabe que no debe recibir ese dinero. Para ser tipificado como lavado de activos, la fuente debe ser ilícita”.

Carlos Caro Coria comenta en el Diario La República (18.09.19), sobre la Ley 30997, de financiamiento prohibido de organizaciones políticas, y en cuanto a la posibilidad que los investigados por aportes ilícitos a campañas electorales puedan solicitar que sus casos se adecuen a dicha ley.

📌 Enlace aquí  http://bit.ly/2kuIVme

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back To Top